Categorías
Crónicas

Hotel Augusta: Valparaíso como nunca antes

Despierta en el Hotel Augusta y vive Valparaíso como nunca antes, con un exquisito cruce entre lo contemporáneo y lo nostálgico del puerto.

El destino quiso que Karen Lein se aventurara con un hotel boutique en Valparaíso a partir de una visión de hace 20 años atrás, cuando en un viaje por Italia descubrió el concepto de hoteles atendidos por sus propios dueños. 15 años después llegó a Valparaíso, se cruzó con esta casa en calle San Enrique del Cerro Alegre y nació Augusta.

Hotel Augusta: Una propuesta distinta

«Yo veía que en Valparaíso había una hotelería súper rica, muy variada y fue un desafío encontrar un espacio para diferenciarse. No quería un hotel histórico, ya que existen unos hermosos como el Somerscale, Acontraluz, Higueras, que tienen esa cosa tan rica de la historia. Yo en cambio quería un cruce entre lo contemporáneo y lo nostálgico de nuestro puerto precioso».

Augusta creció de la mano de los arquitectos Fantuzzi y Rodillo y la gran artista María Carolina Arias. Para Karen Lein «Augusta se gestó como parte de un plan para hacer un apart hotel con 12 habitaciones y yo dije no, quiero hacer sólo 6, quiero espacios grandes para que la gente disfrute Valparaíso desde la partida, desde su estadía. Son habitaciones súper grandes, de 36 metros cuadrados con la cocina incorporada y algunas cuentan con terraza».

Al iniciar sus actividades el Hotel Augusta tuvo una gran recepción debido a lo cómodo de las habitaciones y el buen servicio: «Una experiencia memorable para los turistas es mi máxima vocación y creo que es un objetivo que hemos logrado».

Mostrar un Valparaíso mágico

Durante la pandemia el Hotel Augusta cerró un periodo de 5 meses, entre mayo y octubre del 2020, manteniendo a gran parte del equipo, para posteriormente seguir funcionando; aunque no ha sido fácil. Entre octubre y diciembre del 2020 lograron tazas de ocupación cercanas al 50%, siendo lo normal para esas fechas sobre el 75%.

«Hacemos una invitación para que todos visiten Valparaíso»

Karen Lein, Hotel Augusta

«Hubo un gran cambio, el turista extranjero ya no podía llegar al país, pero teníamos una gran oportunidad ahí que era por fin poder salir a conquistar a los chilenos y que muchas veces no eligen a Chile como primer destino. Personalmente creí que era una tremenda oportunidad para mostrar lo que había y resaltar otros aspectos de la ciudad, más allá de las cosas negativas que se muestran en las noticias; donde muestran sólo un lado de la ciudad, el que además existe en muchas otras ciudades del mundo y de Chile. Sentí que era la oportunidad de mostrar un Valparaíso tremendamente rico, entretenido, mágico. Estamos trabajando en eso.»

Karen Lein es una convencida de que «tenemos un ecosistema turístico impresionante. Tenemos algo que se empieza a abrir en Valparaíso, que no es solamente el cerro Alegre y Concepción, sino que enriquece toda la oferta turística, como está sucediendo en Playa Ancha. Los hoteles están preparados con todos los protocolos así que le hacemos una invitación a todos para que vengan a Valparaíso».

Hotel Augusta: Valparaíso como nunca antes

Entre las casas de antaño y los coloridos murales de la calle San Enrique del Cerro Alegre se alza sobrio y elegante el Hotel Augusta. Basta cruzar el umbral para encontrarte con una moderna y colorida recepción donde te toman los datos, entre ellos, la opción por alguno de los exquisitos desayunos: Cerro Alegre, Puerto, Pancho y Gerardo (Vegano).

Luego subirás las escaleras que conducen hasta alguna de las 6 habitaciones que cuentan con todas las comodidades de un pequeño departamento equipado, más el servicio de un hotel de lujo.

Suite Alberta

Mis dos primeras noches en el Hotel Augusta las pasé en la Suite Alberta. ¡Una maravilla! La habitación era muy grande, con una cama matrimonial, de techo elevado, con una hermosa y sobria decoración y un balcón que se desplegaba sobre las techumbres del cerro Alegre, permitiendo tener una vista panorámica de los cerros, la bahía y, a lo lejos, las ciudades de Viña del Mar y Concón.

Con esa vista y la calidez de la habitación ya no dan más ganas de salir. Cada momento del día es un espectáculo, en especial el ocaso y el amanecer, donde el sol se asoma justo en la ventana.

Trabajar desde esta habitación fue maravilloso. ¡Pura inspiración!

Suite Alena

Mi última noche la pasé en la suite Elena, una acogedora habitación con vista a la calle San Enrique y a los cerros de la ciudad. Sin balcón, esta habitación contaba con un par de cómodos sillones, ideales para leer, revisar el celular o simplemente detenerse a contemplar el colorido de los cerros.

Todas las habitaciones cuentan con cocina equipada, calefacción central, frigobar y excelente conexión a internet.

Disfrutando el cerro Alegre desde Hotel Augusta

La rica oferta gastronómica del cerro Alegre

Primera vez que alojo como turista en el cerro Alegre y debo decir que la experiencia fue maravillosa. Si el hotel ofrece un servicio de primer nivel, con unas vistas hermosas a la ciudad, los cerros Alegre y Concepción no se quedan atrás en lo que respecta a una oferta gastronómica para todos los gustos.

Antes de llegar al hotel me tomé un exquisito café helado en Entre Cerros (Paseo Dimalow) y mi primera noche en el hotel cené pastas del Restaurante Mito (Calle Almirante Montt). El segundo día disfruté un menú en el Café Crysol (Escalera Fischer); un cortado y una pizza a la huaicaina en Café Pe (Pasaje Gálvez); las exquisitas calugas de pescado de Tres Peces (a domicilio) y un capuchino para llevar en La Morada Alegre (Calle Lautaro Rosas).

Mención a parte para los desayunos del hotel: jugo natural, café de grano, pan, queque y fruta fresca; más distintos acompañamientos para elegir en generosas porciones, con esa vista a Valparaíso… Les aseguro que será un momento que no olvidarán.

Caminatas nocturnas por el cerro

Otro gusto que me di, fue recorrer los cerros Alegre y Concepción de noche, un pendiente que tenía hace mucho tiempo para hacer fotografías nocturnas.

Trote por la Avenida Avenida Alemania

Otra actividad que tenía muy pendiente era trotar por la avenida Alemania… Y en el Hotel Augusta estaba sólo a dos cuadras, así que fue la ocasión para hacerlo y disfrutar de las increíbles vistas que tiene esta arteria de la ciudad, así como las variadas expresiones de arte urbano.

Luego de estos cuatro días en el Cerro Alegre sentí que viajé dentro de mi propia ciudad, sin dejar de trabajar y logrando encontrar los momentos de inspiración que requería para recargar energía y seguir creando contenido para mis clientes. Es que en un lugar así es imposible no salir inspirado.

Datos de contacto

Sitio Web
+56 990799608
San Enrique 577, Cerro Alegre, Valparaíso

Por Hernán Castro Dávila

El amor por los viajes, la escritura, la fotografía y la comunicación me ha impulsado a forjar mi propio camino dentro del periodismo. Creo en nuestra capacidad de expresión como ciudadanos del siglo XXI. Yo la practico desde mi blog, las redes sociales y la educación. Si queremos que este mundo cambie, debemos comenzar por nosotros mismos.

Deja un comentario